////// Año VIIIº /// Editor Anónimo: Daniel Ares /// "Y tú... ¿eres arquitecto, o escombros?", Louis Ferdinand Céline ///

lunes, 28 de febrero de 2011

Destellos Apócrifos. HOY: KADAFI..

Destellos Apócrifos:


"Todo tiempo pasado fue mejor".


Muhamar Kadafi

Crónicas y Blues. Hoy: "La bella niña y el buen león".

Crónicas

La bella niña y el buen león


Había una vez una niña muy bella perdida, sola, por la jungla.
Había dejado su casa porque quería ser libre y ser feliz. Pero se perdió en la selva, y estaba asustada.
Creía que cualquier animal iba a decirle por dónde debía seguir para ser feliz, pero la jungla estaba llena de animales estúpidos que sólo querían asustarla, molestarla, morderla... y ella más se perdía, más se cansaba, y más se asustaba
Hasta que de pronto se encontró con un animal que nunca había visto antes, pero del que mucho había oído hablar: ¡el león!.
Era éste un león adulto, no viejo, fuerte, feroz, llevaba su melena muy despeinada y estaba lleno de cicatrices que esplendían como medallas.
El león, cuando vio a la bella niña, rugió.
Y la bella niña, sola, asustada como estaba, sin embargo, no tuvo miedo.
Al contrario: le sonrió.
El león se detuvo y la miró mejor con sus dientes enormes: nunca había visto una niña tan bella.
Pensó que era una presa fácil pero la niña lo cazó.
Se acercó para mirarlo y él se quedó quieto para que lo mire mejor.
Se sentó, primero, el león, y  dejó la cabeza desvanecida para que la niña acariciara su melena despeinada.
El león ronroneó.
Y entonces sí: la bella niña se asustó.
Y el león habló:
-- No tengas miedo –le dijo.
-- ¿Pero qué haría yo con un león? –preguntó ella, temblando.
-- Podrías acariciarlo –dijo el león.
-- ¿Y hasta cuándo podría acariciarlo?.
-- Hasta que quieras.
-- ¿Y cuánto tiempo podré querer? –preguntó la bella niña y en ese momento dejó de acariciar al león.
-- ¿Ya no quieres más? –preguntó el león.
-- Sí, quiero, pero tengo miedo por qué no sé hasta cuándo podré querer...
Entonces el león se puso de pie, abrió bien su enorme boca, lanzó un tremendo rugido que arrancó de sus árboles a todos los pájaros de la jungla, y de un rápido bocado, diríamos “de un saque”, se tragó a la bella niña como si fuera una aceituna, y así la bella niña no sintió miedo nunca más.
Y chau.




DA/julio2000

domingo, 27 de febrero de 2011

SALUD Y HORROR: CUANDO LOS SANOS VIENEN MARCHANDO.

Los controles de alcoholemia, la prohibición de fumar en lugares cerrados, las infinitas dietas, muy posiblemente nos alarguen la vida, aunque no resuelven para qué. Mientras tanto, eso sí, languidece el alma de la ciudad.

Salud y horror


CUANDO LOS SANOS
VIENEN MARCHANDO



Había una vez, sobre la orilla occidental del Río de la Plata, una hermosa ciudad llamada Buenos Aires. Era ésta una ciudad enorme, interminable, donde cabían todos los hombres de buena voluntad –y no- del mundo.
Una ciudad llena de bares que se llenaban de amigos, mujeres y poetas que bebían y fumaban entre versos y besos en una bohemia melancólica pero bullanguera que al cabo convirtió aquella ciudad en una de las más bellas, pero también de las más vivas y divertidas y apasionantes del mundo.
Pero esa ciudad ya no existe más.
Un día de furia en los inicios del siglo XXI, un grupo de seres enloquecidos  decidieron que no querían morirse nunca, y le prohibieron fumar a todos los demás. Y los bares y los cafés se vaciaron de amigos y de poetas, de versos y de besos, y así aquella ciudad dejó de ser.
Los bares sobrevivieron, sí, pero ahora huelen igual que las iglesias, y adentro el vacío teje su tela de araña entre los mozos y las mesas y los pocos saludables parroquianos que se sientan a respirar, con un agüita mineral, el caloricto que un día nos quitaron.
La ñata contra el vidrio, nosotros los miramos desde afuera, en un azul de frío, sentaditos, trémulos en las veredas, tiritando, condenados al invierno con la tos que tenemos… y ya fumar no es un placer, qué va, ni siquiera un vicio, es una culpa, una falta, una vergüenza, una pena que así tenemos que pagar: como perros arrojados a la calle…
¿Por qué no van a una gomería si quieren tomar aire?...
Muchos de los que leen este lamento de mucosidades, seguramente no son fumadores, y celebran nuestro destierro… Pero déjennos deciros entonces aquellas palabras con las que suelen aturdirnos habitualmente -y que ya no sabemos bien a quién pertenecen porque siempre le encajan un autor distinto-, pero que nos vienen aquí como faso al fósforo: “Primero vinieron por los negros, pero como yo no era negro…” (ya reconocen el fragmento, tampoco recordamos con exactitud si empieza con los negros, porque también cualquiera lo dice como quiere).
Pero diga como se diga, así es...
Porque ahora vinieron por nosotros, los fumadores, pero ¿y mañana?...
¿Qué pasará con los que gustemos además de los dulces cuando los diabéticos también se organicen y comiencen a llevar a los tribunales a los fabricantes de helados, chocolates y golosinas, eh?...
¿Cómo será cuando todos tengamos que tomar el café con pastillitas y las tortas y los postres vengan de soja, mijo y paja, eh?...
¿Y cuando avance la liga de lucha contra el colesterol y nos quiten además todas las grasas y tengamos que tragar sanguches de lechuga en pan de centeno aderezados con dentífrico, eh?...
¿Y cuando lleguen los que gritan contra el ruido y reclamen por su más absoluto silencio?...
¿Y cuando avancen, por fin, los de Green peace, y en defensa del planeta que se nos seca nos prohíban cualquier otra bebida para así reducirnos a nuestra sed màs elemental?... ¿Qué pasará entonces?... ¿Nos juntaremos con los amigos a beber agua sin hablar mientras picamos como salame y queso un nabo y su rabanito?... ¿Còmo seràn entonces nuestros versos?... ¿Habrá besos, aún?...¿poetas?...
Cuidado, argentinos.
Todos.
Estos seres que se piensan que nunca van a morirse y que la calidad de vida depende de cómo y cuánto les dura el mameluco, avanzan enceguecidos y vienen a por todos nosotros, uno a uno… Cuidado.
Dejamos la advertencia, pero nos despedimos con esta humilde paráfrasis de aquellas palabras tan célebres y gastadas, que optamos mejor por una remake:

Un día vinieron por los que comían dulce de leche… pero como yo había parado, no me importó.
Después vinieron por los que le daban al blanco, pero como yo tomo tinto…seguì chupando.
Más tarde vinieron por los que prefieren la milanesa a la napolitana, pero como yo la prefiero en sanguche, le eché más mostaza y viva la pepa …
Hasta que un día  vinieron por los que la preferimos en sanguche.
Pero ya era tarde.
 Ya era de soja.



ESCRITOR X ESCRITOR - HOY: JUAN RULFO X GARCÍA MÁRQUEZ.

ESCRITOR POR ESCRITOR


Aunque más no fuera por alentar o sostener o cuando menos celebrar esa magnífica fraternidad fuera del tiempo y del espacio que suscita la escritura entre escritores, aquí El Martiyo presenta esta sección que fija, recorta y comparte, en fragmentos preciosos, pedacitos de ese platónico amor de verdad desinteresado, de verdad espiritual, de verdad eterno… de verdad amor.
Escritor x escritor, como Destellos Ajenos, es un espacio exquisitamente escrito, pues lo escriben exclusivamente gigantes inmortales, sólo que aquí los unos escriben sobre los otros, y así se elevan elevando a los otros, en prueba de una generosidad como la que soñaba don Antonio Machado, cuando “la monedita del alma, se pierde si no se da”.




ESCRITOR x ESCRITOR



Hoy: Juan Rulfo x Gabriel García Márquez:


Juan Rulfo


“Alvaro Mutis subió a grandes zancadas los siete pisos de mi casa con un paquete de libros, separó del montón el más pequeño y corto, y me dijo muerto de risa: “¡Lea esa vaina, carajo, para que aprenda!” Era Pedro Páramo. Aquella noche no pude dormir mientras no terminé la segunda lectura. Nunca, desde la noche tremenda en que leí La Metamorfosis de Kafka en una lúgubre pensión de estudiantes de Bogotá –casi diez años atrás- habría sufrido conmoción semejante.”


(Fragmento de "Obra Periodística - De Europa y América", 1955-1960)



Gabriel García Márquez

* * *

sábado, 26 de febrero de 2011

ANÉKDOTAS. HOY: "Un veneno lentísimo", con Voltaire

Anékdotas

Hoy: Un veneno lentísimo

Con Voltaire


El inmortal filósofo francés Voltaire, murió sin embargo en París, donde nació, a los 84 años. Y justamente poco antes. recibió en su casa a un joven discípulo que procuraba entrevistarlo. Al entrar, el estudiante, y ver a Voltaire bebiendo una taza de café, amable, atento, le advirtió.
-- Mire, maestro, que el café es un veneno lento…
Voltaire respondió desanimado: 
-- Lentísimo... ya tengo 84 años...

Aforismos: "Soldado que huye...

Aforismos:

                                            "Soldado que huye, no sirve para ninguna guerra".

viernes, 25 de febrero de 2011

DESTELLOS AJENOS. HOY: LA PIZARNIK...

Destellos Ajenos:


"Esta lila se deshoja.
Desde sí misma cae
y oculta su antigua sombra.
He de morir de cosas así".



Alejandra Pizarnik

TIEMPOS MODERNOS: A UN MUNDO RUDO, IMÁGENES RUDAS

El Martiyo Producciones Presenta...

Tiempos Modernos IX


PREMIO MANCO DE LEPANTO: ¡NUEVO PARTICIPANTE! ¡Y DESDE LIBIA!


* * *
¡EL MARTIYO CONVOCA­­!

¡GRAN CONCURSO LITERARIO!
¡u$s 50.000 de premio!
¡Y una estatuilla de Alfredo De Angelis sin los dientes!


CONCURSO LITERARIO

“EL MARTILLO EN LOS DEDOS”



"PREMIO MANCO DE LEPANTO
PARA ESCRITORES SIN MANOS"




* * *
"La frase es una alforja, si usted la carga de palabras demasiado: revienta".
 Ernest Hemingway




Atraer apenas con palabras es una de las tareas acaso más arduas del mundo moderno, donde un televisor cabe ya en un bolsillo.
Tiempos inmediatos y portátiles de Internet, play-station, radio y tevé, DVD, Wi Fi, Hi Fi, en fin… ya no es tan sencillo sacarle el dinero a la gente a cambio de algo que no sirve más que para leer, y que encima es ilegible... como sucede sobre todo con el material cotidiano del periodismo argentino que inspiró este certamen.
Hoy encabeza nuestra presentación un buen consejo del maestro Ernesto Hemingway, que parece ya abolido sin ser siquiera conocido. Tiempos veloces y furiosos.
Hoy más que nunca, sin embargo, nos hace falta su tutela. Hoy más que nunca la síntesis, su “economia de lenguaje”, la fuerza de la acción concentrada en el mínimo posible de palabras, resultan vitales para el oficio de contar, nada más que con palabras, todo.
Fundador del estilo que dio a luz el nuevo periodismo americano que desde entonces todos acatamos –porque hasta ahora no inventamos nada mejor-, hace ya casi un siglo Hemingway traducía al lenguaje narrativo la metáfora del iceberg, cuyo deslizamiento tan elegante, decía, se fundamenta en lo que lleva sumergido, no en el octavo que nos muestra. Buenos consejos.
En su nombre sin embargo, se cometieron más vejámenes en este oficio, que los cruzados contra la gente en nombre de Cristo.
Corresponsal en España para la agencia NANA durante la guerra civil, luego en su libro La mariposa y el tanque lanza otro directo de los suyos contra la cara del aspirante: “el problema del escritor siempre será el mismo: proyectar, en la mente del lector, lo que él está viendo en la suya”.
Y recordamos: tamaña empresa ha de ser hecha con palabras, apenas con palabras.
Sin dudas no es para cualquiera.
En esa comprensión, acaso, deberíamos anular este concurso, y exculpar a sus participantes, ya que son humanos, y como vemos, demasiado humanos.
Pero resulta que todos estos muchachos son profesionales, con esto se ganan la vida, y con esto nos rayan los oídos.
Y algo más y peor: muchos de estos muchachos son los que forman a los que vienen, o sea: la tendencia es lo que aterra.
Venimos mal y vamos peor y esto algún día hay que pararlo, o acabaremos atiborrados de arabescos y monosilabos que ya no signifiquen nada.
Motivo por el cual no desistimos un pomo, con un clic aquí pueden consultar las bases, condiciones y razones que impulsan ysostienen este concurso, y así le damos ya para adelante, siempre en defensa propia, y siempre en pos de un mundo mejor, o por lo menos: mejor escrito.
Les recordamos a nuestros lectores que ellos también pueden hacernos llegar su candidato y su párrafo, y revisar los anteriores aquí, en la sección Premio Manco de Lepanto.
Ahora sí, previa aclaración que se nos hace ya inevitable, damos paso entonces al nuevo concursante, más la correspondiente apreciación de nuestro jurado al pie….



ACLARACIÓN YA INEVITABLE

Este es el cuarto participante, y al igual que los tres anteriores, también pertenece al diario Clarín.
Sin embargo, nada tiene que ver en esto el enfrentamiento declarado –y justo- que mantiene El Martiyo con el Grupo homónimo.
Es que sencillamente, Clarín está escrito con los pies. Nos duele decirlo, pero más leerlo.
Recorremos a diario todos los medios, y nuestros oidos registran todas las rayaduras, pero nada como Clarín. Tememos que al cabo del certamen, se roben también este premio así como se robaron tantas otras cosas…
Pero si así ha de ser, ¡así sea!.
El Martiyo garantiza la ecuanimidad de este jurado, cuyo sólo interés, y en nombre de todos, es leer bonito.
  


* * *


Hoy engalana nuestro espacio Marcelo Cantelmi, empleado también del diario Clarín, y ahora enviado especial al medio oriente para cubrir los hechos que son de dominio público. Regímenes que caen, levantamientos populares, episodios bélicos, alerta mundial, represiones masivas, fusilamientos, ahorcados, un bacanal de acción y furia que le haría frotar las manos a  cualquier buen redactor.  
Porque no hace falta más –ni es fácil de aguantar-, reproducimos apenas el primer párrafo de una entrega de Cantelmi desde la frontera de Egipto con Libia. Como ya hemos explicado para el civil ajeno a la técnica periodística, es en el primer párrafo de una nota donde se aconseja concentrar –en función del espacio (que son avisos)- lo mejor del material, en cuanto a información y estilo.
Esto hace Cantelmi en su primer párrafo.



En la medida en que se acerca la frontera de Egipto con Libia, la percepción es que del otro lado, ahí nomas, detrás de las montañas, está el infierno que ha desatado el dictador Muammar Kadafi. Esta ciudad empobrecida, con carros tirados con burros y un estilo que se asemeja con esfuerzo a un pueblo del norte argentino pero poblado por beduinos, es un cruce necesario hacia Libia. Sin embargo, en lugar del abismo que se supone, lo que está detrás de este límite es el símbolo de la derrota del régimen”.
 ("En la frontera de Egipto con Libia", Marcelo Cantelmi, Clarín, 24.02.11).



Apreciación:



Aquí el autor, atento a Hemingway,  intenta proyectar en nuestra mente lo que está viendo en la suya, sólo que la suya parece muy confundida. Cruza -se advierte- la invisible frontera entre Egipto y Libia, de un lado cayó ya Mubarak, del otro se desploma Kadafi. Por todas partes la tragedia es inmensa. Desmasiado para Cantelmi, que allí trata de asirla, pero… su suerte no es la Hemingway. Comienza con un frase que tal vez pretende emular el conflicto de toda la región, ya que en un momento pareciera que no va a terminarse nunca. Es un buen intento, pero extenuante (al menos para el lector, que rápido busca la segunda frase entre los saltos del empedrado lleno de baches de la prosa de Cantelmi). Hacia el final de dicha frase-párrafo, entonces, Cantelmi nos promete "un infierno desatado por el dictador, bla blá"... Pero nada que ver. Del otro lado nos desencanta de golpe con un manso  pueblito del norte argentino, pero que allí nosostros –con “mucho esfuerzo”, claro (el que no quiere hacer Cantelmi cuando escribe)- debemos poblar de “beduinos”, y -si es que tenemos a mano-, algún camellito, cómo no... Estonces sí, ahí por fin, despuès de todo este montaje escenográfico a cargo del cliente, descubrimos, casi al terminar el párrafo, que recién ahora cruzamos a Libia, cosa que creíamos haber hehco ya en la primera línea de la nota… Pero bueno, allí estamos de una vez por todas,  del otro lado ya, en territorio libio –o jujeño-, ¡y sin embargo!, en lugar del "abismo que se supone" (y mientras el lector quedó colgado en Tilcara), resulta que  no, que de pronto no hay pueblito del norte ningno sino un abismo, pero un abismo que en realidad es el mismo infierno que había prometido antes, pero que de pronto tampoco era eso, sino más bien una percepción metafísica, una cosa que “se supone”, algo que desciende sobre nosotros... la cosa que ni Tilcara, ni infierno ni abismo hay allí ahora:  lo que está detrás de este límite es el símbolo de la derrota del régimen”.
Y ahí por fin comienza la nota.
¿Usted también creyó que allí termnaba?...
No, ahí comienza.
El que allí termina es uno, Cantelmi sigue... (se ve que sus jefes tampoco lo leen).


* * *

¡EL MARTILLO EN LOS DEDOS!

¡Por la salud de nuestros hijos!

¡No deje su diario al alcance de los niños!

¡ELLOS TAMBIÉN TIENEN DERECHOS!

* * *

¡PREMIO MANCO DE LEPANTO PARA ESCRITORES SIN MANOS!

* * *









jueves, 24 de febrero de 2011

EL MARTIYO SALUDA AL MUNDO Y SE SALUDA.

Espacio de autobombo


Desde que honrosamente fuera expulsado de la comunidad de Clarín blogs, El Martiyo no cesa de crecer. Medio argentino por excelencia, su público llega de todo el mundo, y por todo el mundo nos lleva. Les agradecemos y nos agradecemos.

EL MARTIYO MUNDIAL




No pudimos contener el orgullo de informar que el último fin de semana superamos ya los primeros cuatro dígitos de nuestras visitas, y esos picos diarios que lucíamos casi con jactancia la semana pasada (clic), han sido superados también. El Martiyo hoy alcanza las 12 mil visitas en tres meses de acción, y ayer pasamos la línea de las 400 entradas con exactas 415
¿Mucho? ¿Poco?... A nosotros nos gusta el número.
Objetivamente, considerando que inauguramos este blog el último 27 de octubre, pero que recién nos abocamos en exclusiva a él a partir del 11 de noviembre, cuando por fin Clarín se sacó la careta del todo y nos clausuró El Martillo; hablamos entonces, al día de hoy, de un promedio aproximado de 120 entradas diarias. En Clarín blogs, con El Martillo -es decir, con idéntico material y calidad-, no superábamos, en promedio, las 30 o 40 visitas diarias. O sea, una vez más, los culpables no éramos nosotros, sino ellos. Clarín. El Grupo…
Desde ese punto de vista, hablamos entonces de un crecimiento del 300 por ciento diario. Muchísimo. Incluso para Bill Gates.
Nos expulsaron y crecimos.
Viva El Martiyo,
Viva la muerte de Clarín.
Nuestros lectores cuanto más antiguos mejor saben cuánto nos resistimos al autobombo, a no ser en situaciones extremas, y esto no sólo es para celebrar, sino, primero, para felicitar a Google, a Blogspot, a la comunidad Blogger en acción, a Mundo Inicio, y a todos aquellos directorios que día a día suman El Martiyo a sus listas, y así –nos gusta pensar- crecemos todos.
Pero antes aún, queremos agradecerles a nuestros lectores de todo el mundo.
La magnífica plataforma de Blogspot no sólo nos permite editar el blog sin otro límite que la propia capacidad de su usuario, sino que a través de sus herramientas podemos medir la cantidad de visitas, sus preferencias, y sus procedencias. Y nos place decir que recibimos visitas de todo el mundo, que por supuesto un altísimo porcentaje pertenece al mundo de habla hispana, pero también tenemos una hinchada leal en Alemania, en Estados Unidos sobre todo, en Francia, en Italia, y con frecuencia, y no sin asombro, recibimos visitas de Eslovenia, Croacia, Los Países Bajos, los Escandinavos, y Rusia.
En breve quizá demos a publicidad algunos de estos números, porque son de ustedes.
El Martiyo, como ya lo hemos dicho algunas veces, es un medio argentino, hecho por un argentino, escrito en argentino, para todos los argentinos del mundo, hayan nacido o no en la Argentina.
Mudados a Blogspot, y al ver que registrábamos su procedencia por países, naturalmente previmos que la mayor parte de nuestro público sería argentino. Y así fue durante los dos primeros meses, hasta que en el tercero México rompió todas las marcas. Hoy va primero, y está ganando el mes, ya no la semana.
Le agradecemos al público mexicano puntualmente, pero también al resto de los compatriotas mundiales, quienes en cada visita de ellos, nos llevan por el mundo a nosotros.
Y nos gusta pensar que así crecemos todos.

¡Vivan Ustedes!
¡Viva Nosotros!
¡Viva El Martiyo!


MUBARAK Y KADAFI: EL COMIENZO DE UN PASADO TERMINADO.



Mubarak Y Kadafi no son sino el principio de un mundo que ya fue, y que por fin se va. Hijos de otras armas, las nuevas armas los liquidaron, así como el Siglo de las Luces liquidó tanta tiniebla. Y es sólo el comienzo, y no es un fenómeno árabe: oscurantistas hay por todo el mumdo... y ya se los lleva el ayer.



NOCHES DE LA ANTIGÜEDAD



“Como caen los dioses en el suelo del destino”
Fernando Pessoa.



Como vimos caer aquella inmensa estatua de Saddan Hussein en Bagdad, así vemos caer ahora a los líderes inmensos de un mundo terminado, Mubarak, Kadafi, enormes y pesados se inclinan despacio, caen sin fuerzas, pero se despedazan en segundos. Como ídolos de piedra desmesurados y perimidos.
Allí viene Saddan...
Y no los derriban sus viejas perversiones progresivas, sus crímenes bíblicos, la paciencia hace mucho agotada de sus pueblos, no… los derriban de golpe las redes sociales, los celulares, que hacen de cada individuo un corresponsal infidente y un ejército en ciernes; los I-Pod, los I-phone, los Blacberry, Twitter y Facebook, Wekeleaks, los bloggers del mundo unidos, en fin… Los demuele la tecnología. Los demuele la modernidad.
Patriarcas vetustos de mundo vencido, la nueva era estalló repentina y no alcanzaron a comprenderla,  así como no sabría qué hacer hoy Napoleón con la 110ª  Aerotransportado si lo trajéramos de golpe a nuestro tiempo.
Inspirados aún en él, en Bonaparte, en Alejandro algunos, en Churchill y De Gaulle los más modernos y democráticos, en Hitler los más desesperados, pero en modelos arcaicos todos ellos; todos ellos se habían preparado para un pasado que nunca iba a volver,  cuando de golpe apareció el futuro sin avisar, y se los lleva puestos...
Acaso desde la rueda la humanidad no sufrió un cambio así de grande, de hondo y de veloz.
Nunca antes tanta gente se mantuvo en contacto constante a través del mundo entero con la inmediatez -casi- del pensamiento.
La información –toda, cualquiera- desborda sus propios marcos y soportes, y es un viento, ni siquiera un agua, cruza la tierra, elude los muros, no la seca el sol ni la contienen los diques, no la paran las balas ni recibe órdenes de nadie, da la vuelta al planeta, y no se detiene nunca.
La democracia no pasa  ya sólo por las urnas.
Los pueblos ya no esperan a ser convocados para decidir.
Son otros los paradigmas, otro el mundo, otra la vida, otra la gente.
Otras las expectativas, y las exigencias.
Otros nosotros.
Grabadores a cinta, máquinas de escribir, calculadoras eléctricas, televisores blanco y negro,  proyectores, diapositivas, pasacasettes, doctrinas de la seguridad y el hambre, cipayos encubiertos, patriarcas de la guerra fría, hay un pasado que ya no sirve más… que se acabó.
La variadas consecuencias de esto que algunos ya quieren llamar de Primavera Árabe –sin advertir aún el invierno que se viene-, serán en tal caso materia de otro post. 
Mubarak: la cara a bloques...
Acá queríamos señalar algo más anterior, más profundo, y más ecuménico. Arrancamos con Saddan Hussein, nos basamos en Kadafi y Mubarak, pero habrá otros, y le cabe a cualquiera. Es el conocimiento abatiendo las sombras otra vez. Tiemblan de nuevo los oscurantistas de toda la Tierra, desde las pirámides de Egipto, hasta las redacciones de los principales diarios argentinos, (por dar sólo dos ejemplos).
El presente llegó con el futuro ardiéndole en las manos. Son tiempos sin tiempo. Mañana es hoy y ayer ya fue.
Los que no lo entiendan, caerán así… como inmensas moles de piedra difusas y ruidosas, polvo y espanto, ídolos abolidos de un ayer absurdo.


Vladimir Lenin: la prehistoria continúa.


* * *

LOS CHISTES DE BORGES... ¡EN LA TELE!....

Los chistes de Borges



Cuando le preguntan a María Kodama qué es lo que más extraña de Borges, ella no duda en responder: “su sentido del humor”. Uno de los hombres más divertidos de la historia del hombre, sin embargo, decidió pasearse por su siglo disfrazado de viejo aburrido, sin romances rimbombantes ni escándalos de vodeville, con su traje siempre gris, su bastón y su ceguera, su hablar lerdo y trabado, y su genio camuflado de sabio que no sabe. No es arbitrario pensar que esa sola caracterización, única y total, fuera su más secreta y grande broma.


En los últimos años de su vida, ya mediático por universal, tuvo que sufrir los rigores de la fama  -“que no merece nadie”-, y así arrastró su paciencia -sólo comparable a la memoria de Funes-, a través de un aciago peregrinar de reportaje en reportaje soportándolo todo, y dejándonos a cambio, en su generosidad sin límites, los más altos instantes de humor de los que pueda jactarse para siempre la televisión argentina. Iniciamos entonces la serie "Borges en tevé", por llamarla de alguna manera, con éste aquí.
Cierta vez fue Juan Alberto Badía quien lo tuvo frente a frente en su rítmico programa de los sábados, y allí aprovechó para tocar uno de los temas que a Borges menos lo entusiasmaban: su eterna candidatura al Premio Nobel. De vuelta llegaba octubre, pronto sería revelado el ganador, y allí Badía, de ceño fruncido, severo como sagaz, le pregunta muy resueltamente:
-- Si le dijeran ahora que nunca se lo van a conceder, Borges... ¿su vida seguiría como siempre?
-- Naturalmente -respondió Bores levemente sorprendido-, la mayor parte de la humanidad vive sin el premio Nobel.
 

miércoles, 23 de febrero de 2011

LAS CHICAS DEL MARTIYO. HOY: MUCHO MÁS QUE UNA CARA BONITA...

“Las Chicas”

Sin dudas esta chica tiene un rostro muy bonito.
Pero da para ver a simple vista que es mucho más que eso.

"Más de 1000 Palabras" (galería de imágenes). ¡TODAS LAS FOTOS DEL MARTIYO TODAS!...


 
* * *

*Más de 1000 Palabras*
(galería de imágenes)


Creyentes nosotros también de que una buena imagen puede valer más que mil palabras, decidimos hacer de tal lugar común, una sección concreta, donde enfrentáramos el desafío de sostener una vez más con hechos lo dicho.
Así inauguramos un día "Más de 1000 palabras –galería de imágenes-", y sin salir a cazar, nos mantuvimos alertas a cualquier buena imagen, y su historia concentrada... con apenas un título que la detone..
Seres anónimos o famosos, animales y cosas que nos dicen más cosas, en un rápido flash que sin embargo no para...
Aquí la galería completa en un solo clic que además es ¡GRATIS!...
Ahora diga usted si lo conseguimos o no…

WIKILEAKS: LA MOLIENDA CONTINÚA: Y AHORA LE TOCA AL VECINO...


Se terminó la fiesta de los cables para Clarín, La Nación y sus candidatos. Ahora Página 12 también tiene acceso a los despachos secretos de la diplomacia norteamericana filtrados por Wikileaks.
Y así de pronto descubrimos que no sólo había cosas que afectaban al gobierno: Macri y Duhalde desfilaban por la Embajada de Estados Unidos, pidiendo más dureza uno, el otro mendigando amor, pero ambos dos en nuestra contra siempre.


PATRIOTAS DE LO AJENO


 



Seguramente Duhalde y Macri estaban como chochos con los cables de Wikileaks que Clarín y La Nación filtraban en exclusiva para la Argentina, siempre en apoyo de sus propios intereses, y los de sus candidatos, y siempre contra el gobierno nacional… Debieron haber recordado aquello de “primero vinieron por los judíos, pero como yo no era judío…”
Porque desde el domingo Página 12, en acuerdo con Wikileaks, ahora también publica los cables robados al tesoro de los secretos de la diplomacia norteamericana.
Viva.
Viva porque ahora podemos conocer algo más que lo que hasta ahora nos dejaban saber La Nación y Clarín, socios de El País de España, y a través del cual conseguían y publicaban apenas los cables funcionales a sus negocios, a sus miedos y a sus odios, mientras, como bien vemos ahora, nos mezquinaban la verdad de la verdad una vez más.
Así sabemos de pronto de los pucheritos de Duhalde en la Embajada de Estados Unidos porque George W. no lo sentaba en sus rodillas después de tanto arrodillarse él…
Más aún, ahora sabemos a qué iba tanto Macri de visita por allí… ¿Sabemos? Confirmamos, mejor dicho: iba a pedirles lo que más le gusta: palo y palo para todos nosotros… viva...
Según uno de esos cables, por ejemplo, Macri le habría rogado –casi exigido- a la mismísima embajadora estadounidense “una crítica más abierta” de parte del gobierno de ellos, para con el nuestro… ¿qué tal?... 
Nos preguntamos ya no con indignación, sino con verdadera intriga: ¿Se vuelve de eso, Mauricio?... Ir a pedirle nada menos que a los Estados Unidos ingerencia en nuestros asuntos internos, ¿hay cómo volver?... ¿Con qué vergüenza, con qué desprecio por el país van a votarte ahora tus votantes, eh?...
Como es habitual en él, Mauricio desconoció sin poder negar aquellas conversaciones, dijo nada más no recordarlas, “pasó tanto tiempo” (¿estará bien?), pero aún así desde que fueran publicadas, él se las rebusca para sostenenerlas, no sólo para explicarlas, con la precariedad y la simpleza que es propia del   ignorante patológico.
Más allá de lo políticamente desastroso de las revelaciones, los cables nos cuentan además escenas puntuales, situaciones, que aún sin verlas...  estremecen al bien nacido…
En una de ellas, por ejemplo, en el ámbito de la embajada, en situación de un brindis, luego de pedirles a los norteamericanos que fueran más duros con nosotros, y de advertirles de paso que “los Kirchner están acabados, pero son peligrosos”, Mauricio, consta allí, alzó un vaso de agua, y apeló a una de sus típicas metáforas de concepción equina:
-- Si este vaso fueran los Kirchner –dijo-, todo el mundo se pelearía para volcarlo.
¿Se vuelve de eso, Mauricio?...
No hablamos ya de tu solo público (ni mencionar por supuesto el resto inmenso de la sociedad argentina que te conoce y sabe); hablamos ya de tus amigos, de tu gente ahí, los funcionarios y empleados de la embajada esa, mirándote allí, así, entregando tu país, alzando tu vasito, recitando esa pelotudez como si fuera Hamlet, ¿se vuelve de éso, Mauricio?... ¿Creés que esa gente ahí, la que te vio así, pensaba mientras te miraba ¡pero qué patriota, che!, ¡y qué poeta!, eh?... ¿Creés eso, Mauricio?…
Roma no paga traidores, no lo olvides nunca…
 ¿Y vos, Duhalde?... Lloriqueando por los pasillos de esa embajada porque Bush no te daba bola cuando vos tanto lo apoyabas, “Bush es mejor para la Argentina”, llegaste a decir,  ¿no te da vergüenza, un hombre grande que la posa de prócer?... ¿Con qué cara, ahora, eh?... "¿Por qué George no me quiere?", ¿así les preguntaste?...


Celebramos que Página 12 también tenga acceso a los cables junto con los “principales diarios” que hasta ahora nos negaban ya vemos cuánto, y pronto veremos cuánto más….
Tarde muy tarde, ya publicados los primeros cables en Página, La Nación recordó de golpe que sí, que claro, que cómo no, que ellos también tenían esos cables escrachando a Duhalde, y a… pero tarde, muy tarde.
Lo dijimos desde que estalló el escándalo, los repetimos el otro día (ver La masacre de los mensajeros”), se los recordamos aquí: Wikileaks abrió las aguas, ya no tienen dónde esconderse.
O están a favor de la libre expresión como dicen, o siguen ocultando información, como hacen.
Pero el viaje al fin de la noche, muchachos, se terminó: ya no hay sombras.
Hagan lo que hagan, lo harán bajo el mediodía pleno.
Y los estamos filmando.
Sonrían.



martes, 22 de febrero de 2011

LOS 7 PECADOS EN 7 FOTOS Y UN SOLO CLICK...

El Martiyo Producciones Presenta...

* LOS 7 PECADOS EN 7 FOTOS *

Aquí en un sólo click toda la serie de esta sección gráfica y finita inspirada en ese poético invento católico de los 7 pecados capitales, que tantas ficciones, dramas y comedias, conflictos y prejuicios han inspirado a su vez, sin que se les conozca ningúna otra razón más o menos positiva...
Aquí entonces, para ver, reflexionar, cortar o pegotear, los 7 pecados en 7 fotos y un solo -y valiente- click...
¿Se anima?

"LA GOTA QUE NO CESA": OTRO POST QUE CLARÍN NO SE BANCÓ...


A propósito del hundimiento de Clarín que tratáramos ayer en nuestro post Relatos de un naufragio, hoy encontramos casi de casualidad –porque el universo también conspira contra el Grupo -, este post publicado en El Martillo pocos días antes de su clausura por parte de Clarín blogs, no por usar lenguaje vulgar, repetimos, ni por recurrir al sexo explicito, sino apenas por hacer uso de la libertad de expresión que ellos tanto pregonan, y escribir en consecuencia verdades como esta…






* * *

El Martillo (Clarín blgos) - 22.10.10


¿POR QUÉ PESE A LA CENSURA Y LOS ATROPELLOS SUFRIDOS El Martillo SIGUE EN LA COMUNIDAD DE BLOGS DE CLARÍN A BORDO DE UN BARCO QUE ENCIMA HACE AGUA POR TODOS LADOS? ¿NO SOMOS RATAS? ¿QUÉ SOMOS? ¿LOCOS? ¿SUICIDAS?... ¡NADA DE ESO, SINO TODO LO CONTRARIO!…



Así también se hunde un transatlántico



LA GOTA QUE NO CESA





Clarín nos censura, nos entorpece la administración del blog con sus mejoras, nos quita la herramienta que nos permitía medir la cantidad de visitas y las preferencias de nuestros lectores; nos deja sin capacidad en las categorías reventando en el acto incontables posteos en un gesto de censura inaceptable; Clarín.blogs. nos destaca como el blog de la semana, nos llevan al portal principal del Grupo, ¡durante días un link desde la tapa de Clarín lleva directo al Martillo!, y como no mostramos pleitesía ni aflojamos un poquito, inmediatamente nos niegan, nos bajan, nos borran, pretenden castigarnos… ¿por qué no los mandamos a la mierda y nos vamos a una comunidad digna, sin tanta niebla alrededor de su nombre, que venga en alza y nos respete?... ¿Por qué pese a todo seguimos a bordo de este barco que sabemos que se hunde, cuando su capitán no nos quiere, y su tripulación nos maltrata?...
¡Qué buena oportunidad para recurrir aquí a la clásica expresión de la quinta columna, que también Hemingway usara como título!... Pera ya lo dijimos tantas veces, incluso allí está todavía, a la derecha de su pantalla, en el perfil, intacto desde el día cero del Martillo hace ahora dos años. Jamás ocultamos nuestro objetivo, ni siquiera nuestro verdadero nombre. En tal caso somos un rara especie única de quinta columna franca. Si no el enemigo, que el lector nos distinga.
Este segundo párrafo echa luz sobre el primero, pero entonces surge la pregunta
¿Por qué embestimos así contra Clarín y La Nación, nuestros tradicionales y “ principales diarios”, como ellos mismos nos hicieron el favor de autoproclamarse?...
En rigor de verdad, nos importa nada que ambos dos sean el mismo monopolio multimediático que -(en el caso de La Nación durante toda la historia Argentina, en el caso de Clarín durante toda su historia)- haya puesto y sacado presidentes; que valiéndose de los principios de la libertad de expresión actúen como un partido político lanzando candidatos que elevan y bajan según la marcha de sus infinitos negocios; ni siquiera nos molestan sus infinitos negocios en sí, ni que los conocemos por dentro o que sabemos de la naturaleza perversa de la industria a la que se dedican, no es nada eso, no, podrían ser dueños de todo y seguir así como hasta ahora… si les importásemos algo nosotros, no sólo sus indescifrables negocios; si no hubiesen demostrado durante los años de la dictadura de lo que son de verdad capaces, si no fuese que sus dueños, los que cargan y manejan el arma; estuvieran tan sospechados de tantas cosas tan graves, y tan complicados efectivamente en tantas de ellas. Por eso embestimos: casi en legítima defensa.
Y lo hacemos desde adentro porque en relación de fuerzas somos mínimos, y entonces decidimos acercarnos al blanco todo lo posible… hasta infiltrarnos, hasta parecer locos suicidas, incluso….
Hoy que el inobjetable Instituto de Verificación de Circulaciones (IVC), y la independiente medidora de la empresa Amazón, nos cuentan respectivamente que el diario Clarín en papel ya perdíó durante el último año 60 mil lectores diarios; y que su versión virtual, Clarín.com, apenas en los últimos tres meses cayó en sus visitas un 43%; no hace falta ser entonces el capitán Horacio Nelson para advertir que este barco se hunde, y sin embargo ya ven: nosotros seguimos a bordo porque no somos ratas, ni locos ni suicidas… somos más bien parte del agua que ya les entra por todos lados… apenas una gota, quizá, si, pero una gota que no cesa…




El Martillo



* * *

Epílogo

Y la gota no cesó…
Aquí está todavía.
Clarín se hunde, y El Martiyo
tic… tic… tic…
no cesa.


Hacemos humildemente lo posible.


* * *